En homenaje: Loarca, gestor y protector del patrimonio queretano

En el marco del 80 aniversario de la creación del INAH y de los 35 años de la fundación del Centro INAH Querétaro, el Museo Regional reconoce la colaboración de la sociedad en el cumplimiento de la importante tarea de protección, rescate y valoración de nuestro patrimonio. A quince años de su partida (10 de abril de 2004) y a manera de homenaje, se presenta una exposición temporal que da cuenta de la gran labor del profesor Eduardo Loarca Castillo y su notable papel en el rescate, resignificación y valoración de este importante recinto histórico, de sus colecciones y de los bienes patrimoniales de Querétaro.

En un periodo de quince años, Loarca impulsó y promovió innumerables actividades que dinamizaron al museo posicionándolo como uno de los espacios referenciales para la cultura en Querétaro.

Dicha exposición muestra tres ejes temáticos:  el primero describe su breve biografía,  en el segundo aborda su labor de gestión y restauración del Museo Regional, como el impulso que dio a las actividades culturales, su aportación en la protección a monumentos históricos de la ciudad, y por último se centra en las colecciones que llegaron durante su dirección.

Eduardo Loarca Castillo nació un 13 de octubre de 1922 en el conocido Barrio de la Cruz, y falleció el 10 de abril de 2004 en la ciudad de Querétaro. En1971 tomó el cargo del director del Museo Regional, lo que permitió tener grandes beneficios basados en su compromiso como gestor y protector del patrimonio queretano, gracias a sus relaciones personales, laborales y sociales, logró la confianza de la sociedad que depósito en el MRQ importantes bienes patrimoniales.

El profesor Loarca logró el incremento de bienes culturales, como gestor  y bajo el auspicio de la Ley Federal sobre Monumentos y Zonas Arqueológicos, Artísticos e Históricos, publicada en el Diario Oficial de la Federación el 6 de mayo de 1972, se incentivó la recuperación de objetos al museo, que gracias  a la colaboración interinstitucional fueron entregadas al INAH central y posteriomente remitidas a varios estados de la República, como el Museo Regional, recuperando durante su gestión pinturas de caballete, esculturas policromadas, mobiliario, textiles, libros corales, entre otros.

Un reconocido Queretano, quien lo conoció sabe de su carácter,  y sus famosos refranes que gustaba expresar, su legado prevalece al dia hoy, siempre inculcó valores de responsabilidad, honestidad y amor por el trabajo. Es por ello que se le reconoce con esta exposición temporal que podrán visitar hasta el 30 de junio de 2019.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *